11 hábitos para aumentar tu creatividad

En alguna ocasión, aunque parezca mentira, he hablado con algunas personas que se negaban a realizar un ejercicio de generación de ideas, pues se acusaban de no tener creatividad. Por consiguiente, se demostraban a si mismas, incapaces de realizar dicha tarea.

¿Cómo? Perdonad, pero, en mi opinión, esta autoetiquetación es una excusa ante el miedo de generar “malas ideas” (las cuales no existen; solo existen ideas adecuadas o inadecuadas).

No negaré que algunas personas, digamos… por condición innata, tengan más facilidad para resolver eficazmente determinadas tareas. Sin embargo, no existe nada, repito, NADA, que una persona no pueda aprender (exceptuando casos especiales de incapacidad, falta de medios, circunstancias imposibles…)

Es por este motivo por el cual, la clave para desarrollar la creatividad, es la actitud, una de mis palabras favoritas (por no decir la primera).

A-C-T-I-T-U-D

Éstos son pues, 11 hábitos que a mi me funcionan:

1. Cuando trates de generar ideas, piensa sin limitaciones. Desde las ideas más sensatas a las más estrafalarias. Nunca sabes cual de ellas será la adecuada.

2. Como hemos dicho anteriormente, no te autoetiquetes. Si te consideras una persona sin cualidades creativas, tu mismo/a te estás poniendo la barrera más grande.

3. Trata, en la medida de lo posible, de proyectar tus ideas. Demasiada información a veces no produce sino que satura. Un ejercicio que puedes hacer, es intentar mentalizarte para “pasar de ser pasivo a ser activo” y plasmarlo por escrito en un papel.

4. Trata de ser positivo y alegre. El producente entusiasmo te reportará buenos resultados tarde o temprano.

5. No te quedes nunca con la primera opción que te parezca válida. Cuestiónalo todo y no des nada por sentado.

6. Nunca pares de aprender. El mundo digital está vivo, sino te mueves con él te estancarás.

7. Dicen que la curiosidad es el primer rasgo de la inteligencia. Así que, pregunta, pregunta y pregunta.

8. Sé humilde y si te equivocas, levántate y sigue: La capacidad de sufrimiento es una habilidad que nos salvará en muchas ocasiones.

9. Cambia a menudo de perspectiva; ver las cosas de otra manera puede incidir en la resolución de un problema.

10. Trata de ser ordenado, recoge, recopila y organiza tu información. Será tu base de la que seguir creciendo.

11. Y, finalmente, tómate un tiempo libre. Esto es demasiado importante. Puedes jugar a la consola si eres gamer, salir con amigos a tomar una copa etc. Todo cuenta para oxigenarte y reanudar el trabajo con energía. De esta manera, cundirás más en aquello que hagas.

Estos son la mayoría de los hábitos que a mi me funcionan. ¿Y a ti? ¿Tienes algún otro hábito? ¡Compártelo en los comentarios de abajo y/o comparte el post si te ha gustado! =)